5 lugares para enamorarse y disfrutar del Oriente Antioqueño

El Oriente Antioqueño es un pequeño paraíso del que vale la pena enamorarse mientras se disfruta de sus distintos placeres naturales. Embalses, páramos, altiplanos y bosques hacen parte del ecosistema fértil de esta subregión antioqueña que hasta hoy se ha convertido en un deleite sensorial para quienes aman la buena comida, los buenos paisajes y el buen entretenimiento.

En la actualidad, muchos son los inversores flechados por el oriente cercano, que con una variable oferta interesante de venta de propiedades en Marinilla, Rionegro, Guarne, El Retiro y La Ceja, han sabido indirectamente gestionar el sector inmobiliario y, a su vez, impulsar el turismo en la región que cada vez va creciendo, o, mejor aún, perfilando estos municipios como ejes centrales de inversión, cultura, turismo y agricultura.

¿Enamorarte del Oriente Antiqueño? Empieza por visitar estos lugares:

El Retiro:

El Retiro es un municipio donde se asientan alrededor de 17.000 habitantes. Hay tanta tranquilidad en su entorno, que se hace difícil no sentir la suficiente paz como para querer quedarse a vivir plácidamente allí. Lo cierto es, que El Retiro es conocido por su maravillosa cultura ebanista y por ofrecer una oferta gastronómica que es pura poesía para el paladar: desde arepas, pandequesos, pandebonos y chocolate caliente; hasta suculentas bandejas paisas ideales para aquellos que visitan por primera vez la región y quieren conocer el sabor de Medellín y Antioquia.

Marinilla:

Es un municipio que limita con San Vicente, El Peñol y con El Santuario. Ha sido también reconocido por ser un territorio de “grandes batallas” y de ahí, que se le haya apodado como “la esparta colombiana”. Además de lo anterior, también son numerosos los planes que se pueden llevar a cabo allí; visitar el casco urbano, las zonas de entretenimiento o visitar sus museos y sus distintas insignias de población emblema. A propósito, Marinilla es considerado uno de los epicentros culturales más importantes de Antioquia: poetas, músicos, bailarines y políticos colombianos han tenido como cuna este municipio antioqueño.

La Ceja:

Imponentes yarumos plateados nos dan la bienvenida a La Ceja del Tambo. Uno de los municipios donde sus habitantes, mayoritariamente, viven de labores de la tierra como la floricultura, la agricultura o la ganadería. El paisaje en este municipio es excepcional; además de sus múltiples reservas naturales y un ecosistema rico en flora y fauna endémica. Naturalmente, gracias a un clima completamente apacible, muchos turistas se ven atraídos por esta población y por sus alrededores verdes pacíficos.

San Antonio de Pereira:

Es un corregimiento de Rionegro conocido por su exquisita gastronomía difícil de hallar en otro lugar de Colombia. Individuos de todo el globo, llegan hasta aquí buscando platos cuidadosamente preparados. En las noches San Antonio, se convierte en un lugar de encuentro para residentes de todo el Oriente Antioqueño y Medellín.

Rionegro:

Rionegro es el centro de desarrollo empresarial de Antioquia. Esta insignia fue otorgada por gestiones políticas transparentes y bien llevadas, que dirigieron al municipio a la cima del reconocimiento empresarial. Sin embargo, más allá de eso, en Rionegro encontramos múltiples actividades tales como: ecoturismo, cutrimoto, paintball, equitación,…etc. Asimismo, Rionegro tiene un clima excepcional y que enamora así como sus otras cualidades.

Ten más motivos para enamorarte del Altiplano, ¡Visita el Oriente!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *